martes, 3 de junio de 2008

Ser Fan


Pepe era un niño a quien los 7 años de edad se le murió su abuelo. Pepe aun no entendía completamente lo que la muerte significaba cuando esto sucedió, sin embargo le dijeron que en efecto su abuelo había muerto, se había ido, o simplemente ya no estaba. A Pepe, esto le asustó mucho pues… ¿A dónde iban los muertos?, ¿Qué pasaba con ellos?, ¿Tu te ibas a morir?, ¿Él se iba a morir?, ¿YO ME IBA A MORIR?...
El terror y el miedo se apoderaron de Pepe hasta el punto que la muerte se convirtió en su mayor miedo, el cual le impedía comer, estar tranquilo y a veces hasta dormir…
…Fue tan solo unos meses después, cuando su mamá le llevó a la iglesia, que Pepe consiguió una respuesta a mucha de sus interrogantes, que tuvo una explicación ante lo desconocido, y que poco a poco a medida que seguía asistiendo a la iglesia le inspiraba mas seguridad…
Hoy en día, Pepe es un ferviente predicador de su religión, va a la iglesia de lunes a domingo, invita a todos sus amigos y conocidos, a quienes por lo general les molesta tanta insistencia de Pepe sin embargo el continua haciéndolo. Tiene muchísimos problemas e inconvenientes con quien no comparte su punto de vista, y se engancha en conversaciones y discusiones en alto tono de voz por defender acérrimamente su religión. Ha perdido amistades, parejas y algunas otras relaciones por eso…


Tal vez resulta fastidioso hablar del tema para muchos, pero esta vez consideré importante e interesante colocar una nota sobre esto en mi blog porque en algunos aspectos me siento rodeado de este fanatismo que honestamente siento que no siempre deberíamos obviar. Yo no voy a dar definiciones sacadas de libro, ni nada de eso, no mas acá hablando como los locos…

Considero que no es tan difícil como parece caer en el fanatismo, porque hay muchos tipos de ellos, uno se puede volver fan de casi cualquier cosa, de una figura política, de una celebridad, actor, cantante, de una religión, de tantas cosas… sin embargo considero que este tipo de conductas tiene sus consecuencias, y lo peor del caso: mas para nosotros mismos, que para los demás.

En el caso de Pepe, resulta obvio saber el por qué de su intolerancia a los puntos de vista… ¿Acaso no sería completamente atroz el poner en duda ese punto de vista que es el único con el cual él ha logrado recuperar su paz y tranquilidad?, ¿Qué pasaría si lo coloca en duda? Tendría que enfrentarse a una situación a la que definitivamente no se siente capaz, y de una u otra manera va a buscar el modo de no dejarse ceder (otro día hablamos de negación, racionalización y otros mecanismos de defensa).

…Lo mismo que pasa con el chico que se identifica con Britney, a quien tanto acosan, y que cada critica o señalamiento que le hagan, duele tanto como si fuese a si mismo… o aquel que ante el cuestionamiento de un determinado gobierno se altera y comienzo a echar tierra, fuego y amenazas hacia los demás… Y aun falta algo que considero aún mas triste que ser “fan” que es ser “anti-fan”… si de por si, no es bueno morirse y desestabilizarse por algo o alguien que te gusta, ¡Mucho menos por alguien que te desagrada!...

El fanático no se siente conforme únicamente con su propio gusto o realidad, si no que siente la necesidad imperiosa de hacérselo sentir y creer a los demás, tomando como dogma (implícito o explícito) su realidad pues si alguien lo pone en duda puede hacerle ponerlo en duda a él y eso implica una completa desestructurización para si mismo.
¿Conoces a alguien así?...
…O mejor aún…
¿Alguna vez te has sentido así?

*Caso de pepe es imaginario, cualquier parecido con la realidad es pura coincidencia.

3 comentarios:

LUI-GI dijo...

jeje muy bueno el ejemplo, el problema con el fanatismo es lo ciega que puede volverse la gente y lo peligrosa que por cegarse pueden llegar a ser =/, en fin me gusto el post! ^^ chauuu

Manu dijo...

La lata es cuando pierdes el eje y pasas de ser fan a fanático, yo fui fanático en una época y hasta cierto punto me di cuenta de que era como detener mi evolución y estancarme en una sola posibilidad : lo que yo pienso :S que lata una vida así no?
Bueopara reflexionar DJ ;)

Mauricio dijo...

El verdadero fanatismo creo que no es aquel que es ciego ni sordo, es aquel que sigue y que persiste con el tiempo. Cuando ese artista o cantante esté en momentos dificiles, ahí está ese fanático, en pie de guerra esperando el renacer creativo de su ídolo, donde nuevamente el mundo podrá ver que el talento nunca muere y que siempre mejora.
Cuando nos reponemos de los problemas siempre surgimos mejores, renovados, renacidos y repotenciados, ya queda de parte del mundo exterior el notarlo o no.
Muy bueno...como siempre...

Espectro TV


VideoPlaylist
I made this video playlist at myflashfetish.com